20 sept. 2010

La medianía como visión de gobierno

La competitividad, definida como la capacidad de atraer y retener inversiones y talento, es el indicador más importante para la cúpula empresarial en el mundo globalizado. El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) conforma este indicador por 10 subíndices y 120 indicadores y asume que la evaluación y el seguimiento de estos indicadores permitirían a los gobiernos ofrecer condiciones integrales y aceptables en el ámbito internacional para maximizar el potencial socioeconómico de las empresas y de las personas que en ellos radican.
En este contexto, presentaremos los resultados del estudio titulado “Morelos: Competitividad 2010”, publicado por el IMCO a fines del pasado mes de agosto de 2010.
Según este estudio y a nivel nacional, nuestro estado se colocó en el lugar 16 del índice 2010, con valores del año 2008, avanzando una posición respecto al Índice del 2008 que presentaba valores al 2006. Con su calificación actual (43.8/100), Morelos apenas supera el desempeño promedio del país con una ventaja de 0.8 por ciento.
Tenemos un Producto Interno Bruto (PIB) per cápita de 72.728 pesos que es 34 por ciento menor que el promedio nacional; es decir, los morelenses generamos 37.718 pesos menos que el mexicano promedio. Por otro lado, la tasa de crecimiento del PIB per cápita (-1.2 por ciento) fue menor a la que presentaron en promedio las 32 entidades federativas (2.8 por ciento). La inversión por trabajador creció 9 por ciento de 2006 a 2008, tasa menor a la presentada en promedio por las 32 entidades (17 por ciento) de 2006 a 2008. El estado aún mantiene una brecha en contra de1.454 dólares por persona económicamente activa (PEA) respecto al promedio nacional.
Con 3.545 dólares/PEA, Morelos es el octavo estado con menor inversión por trabajador. El desempleo en Morelos para finales de 2008 se mantiene con 0.5 puntos porcentuales arriba de las demás entidades. El sector informal en Morelos (31.9 por ciento) se mantiene 6 puntos porcentuales mayor que el que se presenta a nivel nacional (25.9).
Las principales fortalezas de nuestro estado relativas a las otras entidades federativas, según el IMCO, son: segundo estado con mayor igualdad entre hombres y mujeres en primaria y secundaria; tercero con mayor tasa de participación laboral de la mujer; segundo con mayor competencia política; tercero con mayor capacidad de negociación sindicato-empresa y con mayor productividad neta de los activos; segundo con mayor longitud de la red carretera asfaltada y número de aeropuertos con pistas asfaltadas; tercero con mayor longitud de la red ferroviaria, y segundo con mayor número de investigadores y de becas.
Asimismo, las principales debilidades relativas a las otras entidades son: tercer estado con mayor informalidad en su PEA; cuarto con menor porcentaje de disposición de residuos sólidos en rellenos sanitarios; segundo con mayor número de muertes provocadas por desnutrición; tercero con menor crecimiento del PIB; el estado con menor disponibilidad de capital, y el estado con menor eficiencia en el consumo de agua.
El estudio señala también los principales retos generales que enfrenta Morelos: en términos sociales, mantiene fuertes rezagos en equidad y en desigualdad de ingresos; en materia ambiental, debe hacerse consciente de la necesidad de explotar sus recursos naturales de forma racional, sin comprometer a las generaciones futuras, así como las oportunidades de negocio que estos temas presentan; en materia de gobierno, sufre algunos problemas en tiempos y efectividad del registro público; en cuanto a finanzas públicas, indicadores como pasivos promedio del gobierno, deuda directa y la calificación de riesgo, se mantienen con avances insuficientes comparados con el resto del país, situación que a la vez se afecta por niveles de recaudación insuficientes y poca eficiencia recaudatoria, y en asuntos del Poder Judicial, el índice de imparcialidad de los jueces empeora igual que la duración de procedimientos mercantiles y la calidad institucional de la justicia mejora ligeramente pero se mantiene dentro de las siete posiciones más bajas.
Al considerar que las principales apuestas del estado de Morelos provienen de los sectores automotriz, industria químico-farmacéutica, turismo y servicios especializados de salud, el IMCO propone que el estado debe controlar los niveles de violencia (homicidios incrementó 50 por ciento de 2006 a 2008), la informalidad (lugar 30) y el cobro por trámites (lugar 24) para hacerlo atractivo para los futuros inversionistas.
Las principales debilidades que posee el estado de acuerdo a sus apuestas se centran en la baja proporción de población que tiene una capacitación adecuada (lugar 25) y por consecuencia el poco valor agregado que ofrece la industria manufacturera (lugar 19).
A pesar de tener buenos niveles de educación y de tener buenos porcentajes de PEA que gozan de estudios superiores (lugar 9), el estado no ha sido capaz de retener su capital humano y muestra de esto es que el número de empresas grandes (lugar 26) son insuficientes para brindar oportunidades de desarrollo a los morelenses.
Este estudio del IMCO, en conclusión, señala que el estado de Morelos se mantuvo en la medianía nacional del 2006 al 2008, por las acciones de desarrollo, principalmente económicas, que emprendió su gobierno. ¿Qué resultados esperara usted que el IMCO nos presente en el año 2012 con relación a nuestra competitividad en el periodo 2008 al 2010?
Si el gobierno de Morelos no quiere modificar su rumbo hacia un desarrollo sustentable, por lo menos que siga apropiadamente las recomendaciones del IMCO. El pueblo morelense lo merece.

No hay comentarios: