10 mar. 2014

Innovación con perspectiva de género

publicado en La Jornada Morelos el 10 de marzo de 2014

El ocho de marzo celebramos el día internacional de la mujer, recordando el momento en que las mujeres adquirieron el derecho a votar en elecciones a cargos públicos. Sin embargo, las acciones de equidad que se llevan a cabo cotidianamente no logran aún la igualdad entre mujeres y hombres. También, en el ámbito de la ciencia, tecnología e innovación hay desigualdades en temas laborales, de reconocimiento y de promoción, entre otros. Un aspecto fundamental que se está reconociendo en la actualidad es que el propio proceso de investigación e innovación es inequitativo en aspectos de género. El diagnóstico de enfermedades cardiacas se basa en investigaciones llevadas a cabo en pacientes masculinos y consecuentemente los síntomas de las mujeres son frecuentemente mal interpretadas, las pruebas de seguridad para pasajeros están basadas en estándares masculinos, y los efectos negativos de químicos en el ambiente sobre la salud reproductiva también han sido estudiados en hombres. Alternativamente, el estudio y tratamiento de la osteoporosis se realiza como si los hombres no sufrieran está enfermedad. Sin embargo, sí hay casos de éxito en la incorporación de la perspectiva de género en la creación y aplicación de conocimiento.
Londa Schiebinger, Profesora en la Universidad de Stanford, Estados Unidos, e Ineke Klinge, Profesora Asociada en la Universidad de Maastricht, Holanda, publicaron un reporte sobre “Innovaciones con perspectiva de género” (Gendered Innovations: How Gender Analysis Contributes to Research. ISBN 978-92-79-25982-1. doi:10.2777/11868. © European Union, 2013). Schiebinger y Klinge fueron presidenta y relatora, respectivamente, de un grupo de expertos convocados por la Unión Europea para analizar el tema de “Innovación a través del Género”. Este reporte provee a científicos e ingenieros con herramientas prácticas para llevar a cabo análisis de género que les permita reconsiderar conceptos, formular preguntas relevantes y desarrollar métodos apropiados.
            El reporte define al sexo como las características biológicas cualitativas de las mujeres y de los hombres con base en sus órganos y sus funciones reproductivas y en términos de cromosomas y fisiología. Así, el sexo es entendido globalmente como la clasificación de las cosas vivas como macho y hembra, e intersexuales. También, refiere al género como un proceso socio-cultural que conforma y sanciona comportamientos, productos, tecnologías, ambientes y conocimientos “femeninos” o “masculinos”. Finalmente, innovaciones con perspectiva de género se definen como los procesos que integran los análisis de sexo y de género en todas las fases de la investigación básica y aplicada para garantizar resultados de excelencia y calidad.
            El sexo y el género pueden influenciar todas las etapas de la investigación, desde consideraciones estratégicas para establecer prioridades y construir teorías hasta actividades más rutinarias como formulación de preguntas, diseño de métodos e interpretación de datos, según el reporte. La incorporación inicial del diseño de análisis de sexo y género puede evitar errores e identificar nuevas oportunidades e ideas y, también, puede proveer filtros contra tendencias ocultas y contribuir a la excelencia en ciencia y tecnología.
            Los pasos importantes a dar, planteados en el reporte, involucran a los siguientes actores: Investigadores. Para alcanzar el potencial pleno de las innovaciones con perspectiva de género en la próxima década requerirá que esta expertez sea incorporada en los procesos de investigación, ya sea porque los científicos e ingenieros aprendan los métodos de análisis de sexo y género relevantes a su trabajo o porque expertos en dicho análisis se unan a los equipos de investigación; Agencias financiadoras. Por un lado, incorporando estos análisis en los términos de referencia de todas las convocatorias que se publiquen al forzar a que todos los solicitantes se pregunten si un análisis de este tipo es relevante o no a los objetivos y conceptos de su propuesta de investigación y, por el otro, capacitando a los evaluadores para que revisen los aspectos de género, en particular si los proyectos tratan con humanos como sujetos o usuarios; Instituciones de investigación. Los comités de contratación y promoción de académicos pueden considerar como un factor a considerar el conocimiento y destreza que tienen los solicitantes al implantar análisis de género en sus áreas de expertez; Editores de revistas. Considerando la incorporación de metodologías en el análisis de género al seleccionar artículos para publicar y requerir el uso consistente de palabras clave como “sexo” o “género” para facilitar las búsquedas bibliográficas; Industria. La incorporación de aspectos de género en las innovaciones puede abrir nuevos mercados y crear modificaciones exitosas en productos, procesos, servicios o infraestructura, ya que al satisfacer las necesidades de grupos de usuarios complejos y diversos se puede ampliar la competitividad global; y Nuevas generaciones. Este tipo de análisis debe ser integrado en el currículo de todos los niveles escolares y los libros de texto deben ser revisados para incorporar resultados y métodos de análisis de género.
En Morelos, debemos reconocer que el análisis de innovaciones con perspectiva de género es uno de los pilares para la estrategia que en ciencia, tecnología e innovación se ha planteado la Unión Europea para el año 2020, y emplear el análisis de sexo y género en ciencia, medicina, ingeniería, energía y ambiente como un recurso para estimular la creatividad y nuevos servicios y tecnologías, que permiten aumentar el nivel y calidad de vida de mujeres y hombres.